Enséñale a tu mascota a morder menos | MAS Assist Mascota - MAS Servicios

Enséñale a tu mascota a morder menos | MAS Assist Mascota

¿Tu mascota destruyó todo a su paso? Enojarte con él no es la solución, ni tampoco permitir que esto siga sucediendo.  

Una mascota es un ser vivo que al igual que nosotros estará descubriendo el mundo a través de sus sentidos, pero en especial a través de su boca, ya que con ella tendrá la habilidad de adaptarse y defenderse en su nuevo entorno.  

Este descubrimiento sucede desde el primer instante con su mamá y hermanos cachorros, con los que a través de la interacción sentirá que los juegos de repente le dolerán y así es como aprenderá a controlar la fuerza de su mandíbula.  

Entrenar a tu mascota desde cachorro ayudará mucho a que tenga un buen desenvolvimiento social y no se convierta en un peligro para otros perros o personas.  

¿Por qué tiene la necesidad de morder?  

Es importante que sepas que los cachorros al igual que los bebés presentan un periodo de dentición, en el cual desarrollarán la necesidad de morder para aliviar las molestias causadas por el crecimiento de sus dientes.  

A partir de los 4 o 5 meses de vida, tu cachorro empezará con este cambio, teniendo un periodo de duración aproximado de 7 a 8 meses hasta que haya finalizado la dentición.  

¿Qué hacer para enseñarle a morder menos? 

1.    Quejarse cuando muerda tus manos:  

Desde los primeros juegos con tu mascota, al momento en que te muerda, reacciona con una expresión de dolor, no gritando porque no queremos estresarlo, pero sí hacerle saber que al hacer eso te lastima, de esta forma sabrá controlar la fuerza de su mandíbula.  

2.    Juguetes: 

El uso de juguetes es una buena opción para que pueda desahogar sus impulsos, en el mercado encontrarás una gran variedad pero recuerda que siempre es importante que lo consultes con su médico veterinario.  

3.    Enséñale a relacionarse con otras personas y niños: 

Es muy recomendable que acostumbres a tu cachorro a convivir con otras personas incluyendo niños, para que se familiaricen y aprendan a socializar, pero también es importante que enseñes a los niños el respeto hacia una mascota, para que entiendan los límites del espacio e interacción. 

4.    Entrenamiento profesional:  

Si tu perro ya no es un cachorro pero tiene un nivel de agresividad, es necesario que lo lleves con un profesional para que canalice y pueda ayudarte a entender cual es la situación que está pasando tu mascota y al mismo tiempo mejorar su conducta y hábitos.  

Poner en práctica estos consejos te vendrán bien para tener una mejor relación con tu mascota, además de evitarte futuras molestias o problemas con terceras personas causado por su mal comportamiento.  

Recuerda que con MAS Assist Mascotas tienes asistencia telefónica 24/7 para darte orientación con profesionales, así mismo con el seguro de responsabilidad civil te ayudamos a afrontar los problemas relacionados con la conducta de tu mejor amigo }

Deja un comentario